¿Qué papel tendrá el libro en la Ley General de Cultura?

  • “Es necesario establecer una alianza autónoma y no subordinada entre la industria editorial y el Estado..."




 Por Irma Gallo

Ciudad de México, 06/07/16, (N22).- ¿Cómo está la cultura? y ¿dónde queremos que esté el día de mañana? Fueron las interrogantes que lanzó la dramaturga Sabina Berman al participar en la segunda  audiencia pública realizada en la Ciudad de México con la finalidad de laborar la Ley General de Cultura. En esta mesa se habló sobre el libro y la lectura.

“Hoy, gracias a las becas de Conaculta y a los alicientes fiscales para la donación de impuestos para la cultura en México, se está creando la generación más numerosa de artistas, no sólo la más numerosa, la más pura, la diversa, la más libre, así como se propusieron que fuera Paz y Flores Olea y también gracias a las escuelas de arte de México, se está creando  la generación de artistas mejor preparados. Nunca ha habido más artistas creando que hoy, nunca han sido más diversos que hoy, nunca han sido mejores que hoy y ahora viene lo negativo”, comentó la dramaturga Sabina Berman.

Todos los participantes en esta mesa coincidieron en que los libros sacaran de la barbarie al país, para ellos se debe fomentar el sistema de bibliotecas públicas, desarrollar un sistema de préstamo más accesible, facilitar los requisitos fiscales para para abrir nuevas librerías y revisar las leyes que ya existen.

“Es necesario establecer una alianza autónoma y no subordinada entre la industria editorial y el Estado. Las políticas públicas deben amparar la capacidad exportadora de libros mexicanos y la compra venta de derechos subsidiarios que perdimos en décadas anteriores por  decisiones equivocadas, por políticas que favorecieron la competencia simétrica y desigual con los otros países de habla hispana”, comentó Carlos Anaya Rosique, presidente de la CANIEM.

Regresar la educación artística a las escuelas y crear un centro nacional del libro que no lo conciba  como un objeto de accesorio.

“Debe haber un presupuesto importante no ocasional para comprar  libros, tanto para  las bibliotecas como para lo que se mencionaba. El programa de Bibliotecas de Aula hizo que se comprar 800 libros  al año en lugar  de ahora 28. Creo que tenemos que pensar  en eso, que es todo lo bueno que existe  y ha  existido, anotarlo enfatizarlo  y no dejar que se  nos escape”, comentó  el escritor Alberto Ruy Sánchez.




Imagen:http://bit.ly/29PMGZH
16AM

0 comentarios:

Gracias por tu comentario...