Mario Molina recibe el Premio Xochitla

  • "El Centro Mario Molina es un puente de soluciones prácticas entre la ciencia y las políticas públicas en materia de energía y medio ambiente para promover el desarrollo sustentable y una economía productiva".


Por Irma Gallo

Ciudad de México, 24/10/16, (N22).- “Lo que es evidente es la enorme importancia que tienen las ciudades en todo el planeta. Hoy en día más de la mitad de la población mundial ya vive en ciudades y se espera que esto continúe creciendo: casi las dos terceras partes para mediados de siglo”, comentó Mario Molina, director Fundador del Centro Mario Molina.

Una vez más, en la conferencia que precedió a la entrega de este reconocimiento, el Premio Nobel de Química 1995 Mario Molina, puso énfasis en los retos que enfrentan las megalópolis: agua, manejo de residuos sólidos, movilidad, impacto ambiental, energía y calidad del aire.

En entrevista con Agencia N22, el director fundador del Centro Mario Molina explicó qué programas ha puesto en marcha la institución para ofrecer soluciones a los problemas que conlleva el sobrepoblamiento en las grandes urbes, por ejemplo, la detección de necesidades de los pobladores de las zonas periféricas para acercarles los servicios y que no tengan que desplazarse hacia los centros más conflictivos.

“Aquí hay todo tipo de herramientas; estamos trabajando inclusive con algunas otras organizaciones que han desarrollado, por ejemplo, programas de computadora que se han aplicado en otras ciudades del planeta pero las tenemos que adaptar a nuestro país. Y estamos usando este tipo de herramientas no sólo para el Valle de México sino que escogimos las ciudades más importantes que están creciendo. ¿Por qué? Porque hay una manera más racional, más cuantitativa de poder evaluar donde hay terrenos que son los más lógicos, los más atinados pues, para construir vivienda, en algunos casos porque ya hay transporte público y en otros casos porque se puede aprovechar la carretera para tener un transporte público adecuado y otros tipos de servicios” y agregó:

“Tenemos que explicarle a la gente que esa idea de 'mi derecho natural es tener automóvil', bueno, lo ideal es que el gobierno le regalara un automóvil a toda la gente pero entonces lo tendríamos que dejar estacionado porque estarían las calles totalmente paradas que es casi lo que ya está pasando en algunas ciudades del planeta, entonces lo que hay que hacer es educar a la gente: enseñarles hacia dónde vamos, que hay ciudades, por difícil que sea de creerlo, que funcionan todavía peor que la nuestra, y que podríamos mejorar muchísimo”.

Mario Molina recibió el Premio Xochitla, que consiste en una escultura de Juan Soriano, de manos del empresario Manuel Arango, presidente de la fundación del mismo nombre.

“El Centro Mario Molina es un puente de soluciones prácticas entre la ciencia y las políticas públicas en materia de energía y medio ambiente para promover el desarrollo sustentable y una economía productiva”, concluyó Manuel Arango, presidente de la Fundación Xochitla.


Imagen:http://bit.ly/2dDa2XJ
16AM


0 comentarios:

Gracias por tu comentario...