Mempo Giardinelli, un sobreviviente de la censura

  • Las circunstancias actuales de mi país son muy complicadas  y la recuperación del libro, de la lectura en sí misma durante estos 30 años de democracia ha sido muy importante.



Por Karen Rivera 

Ciudad de México, 11/11/2016, (N22).- ¿Por qué prohibieron el circo? fue una de las miles de novelas y libros que ardieron en hogueras públicas durante la dictadura argentina, en los años setenta.  

Escrita por Mempo Giardinelli, publicación que se reeditó en 2014,  retrata la pobreza e ignorancia que enfrentaban los sectores más pobres de Chaco, provincia natal del autor. A cuarenta años del golpe de Estado en el país latinoamericano, Mempo participó en la  Cátedra Nelson Mandela de Derechos Humanos en Cine y Literatura, que se llevó a cabo en el Centro Cultural Universitario.

“Es un acontecimiento importante. Las circunstancias actuales de mi país son muy complicadas  y la recuperación del libro, de la lectura en sí misma durante estos 30 años de democracia ha sido muy importante. Tenemos mucho miedo de que haya un retroceso”, comentó Mempo Giardinelli, escritor.

Fue la primera novela de Giardinelli de una docena que tiene en su haber. Sin embargo, al ser víctima de la tajante censura de aquellos años de juventud, el escritor la recuerda con nostalgia.

“Fue un hecho muy duro para mí, era muy joven. Simplemente la quemaron, no solo mi novela, fueron pilas de incineración de la cultura argentina. Fue una frustración muy dura, no salvé ni un ejemplar”.

Autor de obras literarias como El décimo infierno, Santo oficio de la memoria y El cielo con las manos, el también periodista argentino llegó exiliado a México en 1976, donde permaneció hasta 1984 y donde  conoció al intelectual mexicano Edmundo Valadez.

“Aprendí mucho con él, estuve 10 años trabajando a su lado. Cuando volví a Argentina decidí fundar una revista como homenaje en su honor.  En México se llamaba El cuento y en Argentina le llamamos Puro cuento, duramos varios años con la revista”.

Creó también la Fundación Mempo Giardinelli, institución a la que donó su biblioteca personal con más de 10 mil volúmenes, con la que busca fomentar la lectura y la literatura contemporánea argentina e internacional.


“El problema no es solamente el analfabetismo, es más bien la imposibilidad del acceso a libros de calidad”, concluyó.

Imagen: http://bit.ly/2fIKSHh
16FS

0 comentarios:

Gracias por tu comentario...